Cómo evitar que el coronavirus afecte al yoga

Reconozcámoslo, estamos de los nervios. Mucha meditación pero toda esta vorágine de mensajes por Whatssapp, Facebook, Instagram y televisión contándonos que hay no se cuántos nuevos contagios del coronavirus, que han cerrado no se cuántos colegios y que en los supermercados no queda ni hilo dental, nos hace entrar en pánico.

«¿Qué hago para no dejarme llevar por la psicosis del coronavirus?»

Lo primero, pensar hay mucha gente a la que le interesa que esto suceda. Aunque sea mezquino, muchos hacen negocio de las calamidades y el pánico ajeno. Sin embargo, date cuenta que la gripe común afecta a más personas y ocasiona muchísimas más muertes que el coronavirus. Así que las posibilidades de que te contagies e incluso de que tu vida corra peligro son muy pocas.
El problema aquí es que existen recursos sanitarios limitados y el virus se contagia con facilidad. Entonces, si todos nos contagiamos, aunque muchos casos se pasen como gripe común, no habría recursos para atender a todos los enfermos, ni siquiera a todos los enfermos graves.

«No sé si viajar a ese retiro, ir a este taller o asistir a mis clases regulares»

Ten en cuenta los riesgos, depende mucho de cómo esté la situación en tu ciudad. O, más bien, de cómo te la hayan pintado los medios. Es cierto que es mejor prevenir que curar.

Pero si no quieres renunciar a tu práctica de yoga, no tienes por qué hacerlo. Pero sí que es conveniente tomar algunas precauciones cuando vayas a clase como:

  1. Llevar tu propia esterilla o toalla, en vez de usar la que tienen allí
  2. Lavarte las manos antes y después de clase
  3. No asistir si te sientes mal
  4. Usar gel con alcohol si no te puedes lavar las manos
  5. Cubrirte con las manos si tienes que estornudar
  6. No tener contacto físico con la gente

Y si no quiero salir de casa, ¿cómo puedo continuar con mi práctica?

Hoy en día contamos con Internet y sus genialidades. Siempre es una buena idea seguir formándose y practicando desde casa. Aquí tienes algunas ideas:

1. Lecturas

Puedes aprovechar para leer mi libro, Yoga con humor, que ya va por su segunda edición y con más de 100 reseñas en Amazon.

Mi Manual de Iniciación al Yoga Dinámico te vendrá requetebién si quieres aprender a practicar tú solo en casa.

El Manual Cómo Evitar Lesiones en Yoga te enseñará a modificar posturas según el riesgo de lesión que haya, aprenderás cuáles son las zonas más sensibles y susceptibles de lesión y cómo adaptar tu práctica para que nunca te hagas daño.

2. Vídeos

Si lo que quieres es practicar y desfogar sobre tu esterilla, aquí tienes una lista de mis clases online de yoga dinámico.

Si, por el contrario, prefieres ahondar más en la técnica y teoría aplicada a tu esterilla, te ofrezco un curso sobre el Saludo al Sol.

Y, si eres profesor de yoga y te gustaría aprovechar para formarte y aprender a vivir de tu enseñanza, te ofrezco un curso para arrasar como profesor de yoga.

3. Recursos gratuitos

Sabes que me gusta que todo el mundo tenga acceso al yoga, así que en el apartado GRATIS del menú, encontrarás un montón de recursos gratuitos para tu yoga y para ti. También muchos post en el apartado de VIÑETAS.

Espero que lo disfrutes y que todo esto pase lo antes posible. Recuerda que en yoga buscamos la paz interior y los medios quieren quitárnosla provocando una psicosis desmesurada con el coronavirus. Pero también tenemos que ser responsables e informarnos de cómo está la situación en tu ciudad y actuar en consecuencia, siendo precavidos.

Ya has visto que, pase lo que pase, tienes la opción de hacer yoga cuando quieras así que, NO DEJES DE PRACTICAR.

Ahora, más que nunca, necesitamos el yoga.

Om shanti shanti requeteshanti
Julia

¿Qué otras cosas puedes hacer para mantener tu práctica en tiempos de crisis?

¡Deja tu comentario más abajo!

2 comentarios en “Cómo evitar que el coronavirus afecte al yoga

  1. Muchas gracias por el mensaje tan sensato que trasmites. Debemos adoptar unas medidas de higiene pero no solo ahora. Lavarse las manos con frecuencia debiera ser obligatorio siempre. Y sobretodo no hay que contagiarse del peor virus del mundo: el pánico. Vivir con miedo no es vivir. Un abrazo fuerte. Namaste 🙏

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.